jueves, 11 de febrero de 2016

Cáncer: mal de este siglo



Por falta de una cultura preventiva, cada año 47 mil nuevos peruanos sufren de esta enfermedad.

El cuatro de febrero último se celebró el Día Mundial contra el Cáncer, una enfermedad que en el Perú mata a más de 25 mil peruanos cada año.

¿Por qué el cáncer es tan temido? Porque puede empezar en cualquier parte del cuerpo mediante un proceso de crecimiento y diseminación incontrolados de células malignas e invasivas.

Según el sitio cancer.gov, normalmente las células humanas crecen y se dividen para formar nuevas células a medida que el cuerpo las necesita. Cuando las células normales envejecen o se dañan, mueren, y células nuevas las remplazan. Sin embargo, en el cáncer, este proceso ordenado se descontrola. A medida que las células se hacen más y más anormales, las células viejas o dañadas sobreviven cuando deberían morir, y células nuevas se forman cuando no son necesarias. “Estas células adicionales pueden dividirse sin interrupción y pueden formar masas que se llaman tumores”, afirma.

El cáncer es la segunda causa de muerte en nuestro país. Cada año se presentan cerca de 47 mil nuevos casos de neoplasias malignas.

Por la falta de cultura preventiva de los peruanos, el 85% de los casos se detectan en estadios avanzados, lo que repercute en menores probabilidades de curación. Ese fue el caso de la señora Isabel Flores Sánchez, quien a los 50 años le detectaron varios quistes malignos en la mama izquierda.

Según el doctor Gilmar Grisson, oncólogo de la Liga Peruana de Lucha contra el Cáncer, si las personas tuvieran la costumbre de visitar periódicamente a un médico evitarían pasar por situaciones penosas. Lamentablemente, afirma, por mitos, vergüenza, tabú no lo hacen.

Para Grisson, la prevención y detección temprana del cáncer es un trabajo de todos, “por eso en la Liga desde hace varios años se viene buscando crear conciencia en la ciudadanía para que acudan a tiempo y así puedan salvar sus vidas”, afirma.  

En América Latina el Perú es el país con las mayores tasas de resistencia de parte de su población para acudir a un médico; recién acuden a un hospital o clínica cuando el cáncer está muy avanzado y es poco lo que se puede hacer. Le siguen Bolivia y Venezuela.

Malos hábitos de vida
La falta de actividad física, la presencia cada vez mayor de la comida chatarra en la dieta de los peruanos, y el consumo del alcohol y tabaco, han generado que el cáncer en nuestro país esté en aumento, y que se esté presentando en personas cada vez más jóvenes.

Así tenemos, por ejemplo, en el cáncer de cuello uterino estamos observando mujeres menores de 50 años; cáncer de mama, entre los 40 y 50 años, cáncer gástrico en personas entre 50 y 60 años; la misma edad para el cáncer de piel. “Todas estas personas aún en edad económicamente activa”, refiere Grisson.

En el Perú los tipos de cáncer más frecuentes en mujeres son: el cáncer de cuello uterino seguido por el cáncer de mama; mientras que en los varones, los más comunes son el cáncer de próstata seguido por el cáncer de estómago.

Isabel Flores cuenta que a causa de los quistes le dolía el brazo izquierdo y le quemaba toda esa zona. “Luego que la biopsia confirmara que los quistes eran malignos, el médico ordenó la quimioterapia, esa noticia me deprimió”, revela.

En esa etapa difícil de su vida, Flores Sánchez, que ya acudía a la Iglesia, decidió aferrarse a su fe para curarse. Luego de hacer sus cadenas de oración, ella logró vencer a la enfermedad, por lo que ya no precisó hacer todas las quimioterapias que el médico le había ordenado.

Mi curación fue un milagro, narra Isabel, quien hoy con 62 años goza de salud al lado de su familia.
El doctor Gilmar Grisson sostiene que el 95% de los casos de cáncer detectados a tiempo tienen cura, por ello la importancia que todos acudamos a un médico cada cierto tiempo.


Mientras la ciencia no descubra una medicina que cure el cáncer, la única forma para no contraer dicha enfermedad es la prevención, y ello supone, afirma Grisson, llevar estilos de vida saludable como: buena alimentación, actividad física por lo menos 30 minutos al día, dejar el alcohol y tabaco, entre otros. (Redacción)

SABÍA

Por iniciativa de la Unión Internacional contra el Cáncer (UICC), desde el 2005 se celebra todos los 4 de febrero de cada año el “Día Mundial contra el Cáncer”.