jueves, 16 de abril de 2015

Los suicidios en Lima


Un reciente informe del Instituto Nacional de Salud Mental “Honorio Delgado Hideyo Noguchi” dio a conocer que en la capital existen medio millón de personas con síntomas de depresión y ansiedad.

Tomando en cuenta que la depresión es una de las principales causas que empujan a un individuo al suicidio, tal como le aconteció al copiloto alemán Andreas Lubitz (27), quien luego de caer en una profunda depresión decidió matarse estrellando el avión que dirigía con 149 pasajeros a bordo en los Alpes francesas, entonces el riesgo que se produzcan suicidios en Lima es muy grande.
Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en el mundo se suicida alrededor de un millón de personas al año, esto significa una muerte cada 40 segundos.
Para este organismo internacional, el suicidio se encuentra entre las 3 primeras causas mundiales de muerte en personas de 15 a 45 años.
En el Perú, según el Ministerio de Salud, cada año se suicidan 500 personas. De los que toman la fatal decisión de quitarse la vida, 15% son menores de 18 años.
“Por cada suicidio hay numerosos intentos fallidos de suicidio”, dice Carmen Mendoza, decana del Colegio de Psicólogos de Huánuco.
En efecto, de acuerdo con la OMS, por cada persona que logra suicidarse existen 20 intentos fallidos.
Si la depresión es una de las principales causas del suicidio, ¿qué lleva a una persona a caer en esta situación? El psiquiatra Freddy Vásquez señala que existen dos factores: el interno, que es aquel que se hereda; y el externo, el cual se adquiere [con el correr de la vida], a través de dolorosas pérdidas de seres queridos, decepciones y frustraciones en el trabajo, la familia, etc.
En el caso del copiloto alemán, la causa que lo llevó al suicidio fue la ruptura con su novia con quien iba a casarse el próximo año.
Tradicionalmente las mayores tasas de suicidio se han registrado en los varones de edad avanzada, sin embargo – según la OMS-  en los últimos 30 años la tasa de suicidio entre los jóvenes se ha incrementado.
Para el doctor Vásquez, la causa de ese incremento está en el resquebrajamiento de la solidez familiar. “Producto de lo que acontece en la farándula, hoy, en la mayoría de los hogares ya no impera el respeto, la solidaridad, sino la mentira, la violencia, la infidelidad”, sostiene el galeno.
Entre los factores que aumentan el riesgo de suicidios en personas deprimidas, de menos de 25 años  o mayores de 65 años, está el abuso del alcohol, el trastorno bipolar, la falta de esperanza, etc.
Si una persona está pasando por una fuerte depresión, la psicóloga Mendoza sugiere realizar un tratamiento integral que no solo incluya al paciente sino también al entorno familiar y amical. “Solo así evitaremos posibles suicidios”, refiere la profesional.
Todos los 10 de setiembre de cada año, se celebra el Día Mundial para la Prevención del Suicidio. (Redacción)