jueves, 2 de julio de 2015

Prevenir, para cuidar la vida


A diario mueren 8 mujeres por culpa del cáncer de cuello uterino, que hasta hace poco solo daba a las mayores de 30 años, pero que hoy ha comenzado afectar a las menores de 18 años, debido al inicio sexual a temprana edad.

Johanna San Miguel, la destacada conductora de TV, fue sometida hace un mes a una delicada cirugía para retirarle el útero, ante el peligro de desarrollar cáncer de cuello uterino.
En un chequeo rutinario, Johanna pudo detectar a tiempo este mal, que, según la Liga Peruana contra el Cáncer, mata a ocho mujeres diariamente, constituyéndose en la primera causa de muerte por cáncer en la mujer peruana.
Si bien Johanna pudo salvar su vida, no podríamos decir lo mismo de decenas de mujeres, que por falta de una cultura de prevención llegan generalmente a los diversos hospitales y clínicas cuando la enfermedad ya está avanzada, y hay muy poco por hacer para curarlas.
Con el fin de sensibilizar a todas las mujeres del país sobre la necesidad de hacerse chequeos regularmente, la Liga lanzó hace algunos días atrás la campaña “Yo cambio la historia”, para lo cual nombró como embajadora a la carismática Johanna San Miguel.
En conferencia de prensa, Johanna contó que gracias a la detección temprana pudo evitar que las lesiones pre malignas de su cuerpo se convirtieran en cáncer. Por ello, invocó a toda la población a tomar conciencia que un chequeo a tiempo puede salvar sus vidas, como las de sus familiares, sobre todo ahora que el Ministerio de Salud (Minsa) está aplicando de forma gratuita la vacuna para prevenir el cáncer de cuello uterino a las alumnas del quinto y sexto grado de primaria en todo el país, ante el conocimiento que el Virus de Papiloma Humano (VPH), causante de este mal, ya no solo afecta a las mujeres de más de 30 años sino también a las menores de 18.
¿Cómo se desarrolla?
Según la Liga, el cáncer de cuello uterino se produce por la infección persistente del VPH, el cual es trasmitido en muchos casos sexualmente.
Estima que el 80% de personas alguna vez en su vida ha estado expuesto a este virus. Sin embargo, agrega, en la mayoría de los casos la infección puede desaparecer por sí sola y en el peor de los casos, ocasionar cáncer.
El VPH también puede afectar la vagina, pene, garganta, ano, lengua, laringe, entre otros. (Ver cuadro)
De acuerdo con la Liga, los principales factores de riesgo para desarrollar este cáncer son: inicio sexual a temprana edad, múltiples parejas sexuales, contacto sexual con una persona infectada a través del coito, masturbación o sexo oral, uso prolongado de anticonceptivos orales, consumo de tabaco y embarazos múltiples. (C.M.)

NOTA
1.- Para que los padres estén informados sobre esta enfermedad y puedan consentir con su firma la vacunación que requieren sus menores hijas, el Minsa dio a conocer la  página web de la campaña: www.yocambiolahistoria.com,  donde podrán encontrar mucha información sobre esta dolencia.
2.- El VPH es considerado la infección de trasmisión sexual más común en todo el mundo, con cerca de 660 millones de personas infectadas.