jueves, 9 de junio de 2016

Cálculo biliar puede ser mortal


Afecta principalmente a las mujeres. Cuando se presenta, suele ser muy doloroso.

Ciertos alimentos, como la carne roja y la yema de los huevos, elevan el colesterol malo, responsable de la mayoría de los cálculos en la vesícula biliar.

La vesícula funciona como un tanque de almacenamiento de la bilis producida por el hígado, y cuya función es la de ayudar al cuerpo a descomponer los alimentos ricos en grasas.

La bilis está compuesta de agua, colesterol, grasas, sales biliares y bilirrubina. Cuando se produce un desequilibrio en esta mezcla, por causa del colesterol, por ejemplo, se forman cristales que con el tiempo suelen convertirse en cálculos.

Cuando aparecen los cálculos, conocida también como ‘piedras’, la vesícula biliar se inflama debido a la obstrucción de la salida de la bilis, la cual puede infectarse llenándose de pus.

En ese momento, sostiene el doctor Tomás Borda, la persona comienza a sentir fuertes dolores en la parte derecha del cuerpo, debajo del hígado, que en algunos casos se irradia hasta la espalda y hombro.

“De ser ese tu caso, debes recurrir de inmediato a un médico, ya que puede tratarse de una peritonitis o una pancreatitis”, afirma el doctor Borda, quien agrega que en ambos casos, la única opción para salvar la vida del paciente, es la cirugía.

Justina Villalba Monge cuenta que cuando tenía 30 años durante 8 meses sufrió de fuertes cólicos, que solo trataba con medicamentos naturales.

“Como el dolor no desaparecía, decidí ir a un médico, donde luego de hacerme una ecografía abdominal determinó que tenía dos piedras de regular tamaño en la vesícula, por lo que debía operarme para salvar mi vida”, revela.

Más en mujeres
En el Perú, la incidencia de los cálculos biliares es de aproximadamente 15% y aumenta con la edad. 

Después de los 50 años la incidencia aumenta en 45%. Es 3 veces más frecuente en mujeres que en hombres, debido a la presencia de los estrógenos. Aunque no es la única causa.

El doctor Tomás Borda afirma que el uso de las píldoras anticonceptivas, la obesidad y exceso de peso como los antecedentes familiares también son factores de riesgo que juegan en contra de las mujeres.

Las personas con cálculos biliares suelen sufrir además de fuertes dolores, de náuseas y vómitos.
Villalta Monge afirma que cada vez que probaba un alimento con grasa, sea leche, huevo o chocolate, vomitaba, por lo cual perdió peso.

Desesperada por no contar con los medios económicos para la cirugía, Justina Villalba pensó en suicidarse; sin embargo, no lo hizo, por sus hijos.

Esa misma semana que el doctor le dijo que debía de operarse, por invitación de una amiga, que ya asistía a la Comunidad Cristiana del Espíritu Santo, Justina decidió participar de las cadenas de sanidad, donde luego de orar y poner en práctica su fe logró que sus dolores desaparezcan.

Hoy, con 45 años, Justina vive feliz al lado de su familia. (Redacción)

ESTILO DE VIDA
Para minimizar el riesgo de sufrir de cálculo biliar, el doctor Tomás Borda recomienda:
- Mantener el peso
- No saltarse la comida
- Evitar las frituras
- No comer grasa animal en exceso

- Hacer ejercicios.