miércoles, 9 de marzo de 2016

Perú enfrenta graves desafíos para repotenciar la agricultura


La seguridad alimentaria del país se enfrenta a grandes desafíos como la pobreza en el campo, la falta de apoyo a la agricultura familiar o la  desnutrición. Problemas que son abordados por los candidatos políticos de manera insuficiente.

Latinoamérica podría convertirse en la despensa mundial que alimente a los 2.300 millones más de personas que se estima habitarán el planeta para el año 2050, pero para ello la región debería “capitalizar su rol como potencia agroalimentaria, democratizando la productividad”, así lo afirmó el director general de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), José Graziano da Silva, en la  XXXIV Conferencia de la FAO para América Latina y el Caribe celebrada en México.

Perú debe enfrentar  graves desafíos para alcanzar una seguridad alimentaria estable en el país y las propuestas de los candidatos políticos-que se dieron a conocer en el foro organizado por Cepes, con apoyo de la OMS y la FAO, el 25 de febrero, resultan insuficientes. “Tenemos que tener en cuenta el carácter complejo y multidimensional de la seguridad alimentaria para no caer en una crisis como la sucedida en los años 2007-2008”, explica Fernando Eguren, presidente de la organización.

John Preissing, representante de la FAO en Perú señaló que aunque en el país andino se ha reducido el hambre de 31% al 7% todavía hay muchos retos en materia de seguridad alimentaria: “Aunque hay logros, tenemos que seguir concentrados en este tema”, dijo Preissing añadió que, desde la FAO, se piensa que Perú puede llegar a erradicar el hambre completamente si el próximo gobierno se compromete realmente a hacerlo.

Cepes destaca, entre los principales desafíos : poner en marcha políticas públicas de fomento a la agricultura familiar,  puesto que a pesar de que más del 70% de los productos son cultivados por los pequeños agricultores, la mitad de éstos son los más vulnerables a la pobreza; aprobar la Ley de Seguridad Alimentaria y Nutricional-paralizada en el Congreso-; ejecutar la ley 30021 de Promoción de la Alimentación Saludable, y adoptar medidas para afrontar los efectos del cambio climático, el Fenómeno del Niño y la competencia por el uso de los suelos.

Propuestas de los partidos políticos
En el Foro “Planes de gobierno y seguridad alimentaria: Elecciones 2016”, los equipos técnicos de Todos por el Perú, Peruanos por el Kambio, Alianza Popular y el Frente Amplio expusieron sus propuestas . A pesar de haber sido invitados, no asistieron  Fuerza Popular, Alianza para el Progreso y Acción Popular.  

Iván Hidalgo, de Alianza Popular centró su intervención en incrementar los fondos de programas sociales ya implementados. “Mientras las madres gestantes no estén bien alimentadas y los niños no tengan acceso a servicios de salud, poco o nada  se podrá hacer”, afirmó.  Por su parte, Roberto Santos, de Todos por el Perú, habló de la necesidad de una alimentación más rica en calorías y proteínas para los ciudadanos. Sostuvo que se deben reducir las pérdidas en la cadena alimentaria y aumentar la producción de forma sostenible, mediante técnicas agrarias y mayor tecnología. Destacó la importancia de la agricultura orgánica, de una mayor difusión de semillas de calidad y un mejor acceso al mercado para incrementar los ingresos de los productores.

José Hernández, de Peruanos por el Kambio, planteó aumentar las condiciones nutricionales de los alimentos, así como impulsar la producción nacional. El especialista criticó que Perú importe alimentos que se pueden producir  en el país y agregó que, para cambiar eso, se debe trabajar con un enfoque orientado en el mercado interno (mediante la creación de los programas Sierra Azul y Serviagro) focalizado en las zonas con mayor pobreza: “Incrementaremos la participación de la agricultura en el PBI nacional al 10%”, manifestó. Por otro lado,  Alejandro Rivera, del Frente Amplio, subrayó la importancia de empoderar a los agricultores mediante un gran proyecto de formalización que incluya presupuesto y mayor asistencia, y propuso hacer de la costa el gran granero del Perú y de la región. Además, propuso la creación de reservorios de agua. “El Frente Amplio fiscalizará los recursos y apoyará el mantenimiento de la infraestructura hidráulica, apoyaremos a los campesinos mediante el programa Mi Riego”, enfatizó Rivera.

Todos los partidos asistentes se mostraron a favor de promover la Ley de Seguridad Alimentaria y Nutricional, que se encuentra paralizada en el Congreso, así como la Ley de Promoción a la Alimentación Saludable.