jueves, 6 de septiembre de 2012

Defensoría busca erradicar el castigo físico


La doctora Mayda Ramos, Adjunta para la Niñez y la Adolescencia de la Defensoría del Pueblo, afirma que se debe trabajar por la erradicación total del castigo físico y humillante hacia el niño.

“Los maltratos de los que son víctimas los niños depende de las zonas en las que se encuentre. Por ejemplo, encontramos que en las zonas andinas más se usa el látigo. Aunque mayormente los padres usan los golpes con las manos para castigar a sus hijos”, nos comenta la Adjunta.
Asimismo, dice que el proyecto de ley que busca erradicar cualquier tipo de castigo físico al niño, emitido por una comisión especial que se formó en el 2007, y que entregó un informe final el año pasado, antes del cambio de mando, está pendiente de su aprobación.
“En el año 2007 se instaló una Comisión para actualizar el Código del Niño y el Adolescente. Participamos diferentes instituciones, tanto del Estado como de la comunidad civil. El año pasado, antes del cambio de gobierno, entregamos el informe final. La Comisión de Justicia que se creó con el nuevo Congreso recogió este proyecto de ley, y en mayo emitió un dictamen. El problema de dicho informe está en que se cambio y eliminó cuatro aspectos, uno de ellos es el tema referido al castigo físico y humillante contra el niño, niña o adolescente”, cuenta la doctora Ramos.
La representante de la Defensoría dice que, aunque se haya hecho esta omisión de la especificación sobre el castigo físico al niño, la Adjuntía busca la forma de que el Congreso añada las indicaciones correspondientes, para lograr la total protección hacia los menores de edad.
Para la doctora Mayda Ramos la mejor manera de trabajar o mejorar este problema es comenzar a prevenir, que es lo más importante y, cuando las cosas llegan a los límites, comenzar a trabajar con los gobiernos regionales, los colegios y ugeles, para luego, y de ser necesario, conversar con los niños.
“Pero debemos enfatizar que siempre es mejor prevenir cualquier tipo de violencia hacia el menor de edad”, dice la doctora Mayda Ramos.