viernes, 31 de agosto de 2012

“El dinero no te da la felicidad”


César Ritter, uno de los personajes más representativos de la teleserie “Mil Oficios”, nos cuenta en la presente entrevista aspectos poco conocidos de su vida.


-¿La teleserie nacional “Mil oficios” fue tu trampolín?  
-Claro, fue un programa que me ayudó a hacerme conocido. Posteriormente vino “Asi es la vida” donde pase momentos muy agradables con grandes actores.
-Hoy ya no te vemos mucho en la televisión, sino en el teatro. ¿Te chocó ese cambio?
-De hecho, debido a un tipo de prejuicio que tenía, no porque sea tímido sino que es otra técnica. Felizmente lo pude aprender ya que estoy rodeado de grandes actores teatrales que hacen mi trabajo más fácil.
-¿Antiguamente había una separación entre el actor de televisión y de teatro?
-Sí, en los años 80 había una barrera muy grande entre estos dos géneros producto de la forma como uno se desenvolvía en el escenario.
-¿Ahora eso cambió?
- Bastante. 
- ¿Cuándo decidiste ser actor tus padre te apoyaron?
- Felizmente tuve el apoyo de ellos. 
-¿Odias el dinero?
-No es que lo odie. Lo que pasa es que en nuestro país todo lo ven dinero, desde los más pequeños, y ello por culpa de los padres. 
- ¿Y eso está mal?
- Por su puesto, ya que hace que te vuelvas más dependiente de lo material olvidándote de tus valores como ser humano. No te olvides que el dinero no te da la felicidad.
- Cuando se trabaja en la televisión acontece que muchas veces te encasillas en un determinado personaje que la gente cree que eres así en la vida real. ¿Cómo fue en tu caso?
-Mira. Algo que hay que tomar en cuenta es que los personajes que se construyen en la televisión son ficticios, no sean reales. En la vida cotidiana yo soy un chico totalmente diferente a lo que se ve en la pantalla chica. Soy como cualquier otro, con muchos defectos y virtudes.
-¿Te gusta la televisión peruana de ahora?
-No es que me guste, sino que tiene una particularidad muy marcada y es que se está llenando de realitys y eso hace que la tan famosa televisión peruana no sea tanto así como muchos creen, porque todos esos programas son fiel copia del extranjero. 
-¿Te sientes realizado como actor?
-Si porque estoy haciendo algo que me gusta, nadie me ha obligado a hacer actor y de eso me enorgullezco.
-¿Te sientes famoso cuando vas por la calle y te saludan?
-No, para nada. Soy uno más que camina en esta selva de cemento.
-¿Pero, están más expuestos por lo popular que son?
-Quizás tengas razón, pero nosotros los que trabajamos en la televisión debemos tener perfil bajo, no creernos porque las caídas son dolorosas.
-¿Tienes un sueño?
- Escribir una obra en donde actores como Ivonne Frayssinet o Gianfranco Brero actúen en ella. Eso sería para mí, extraordinario.